Los grupos de PSOE y PP en el Congreso de los Diputados han presentado sendas propuestas de resolución en las que piden asumir las recomendaciones que estableció el Tribunal de Cuentas en el informe de la ejecución por la Autoridad Portuaria de Gijón del proyecto de ampliación de El Musel. El grupo de Podemos incluso ha solicitado en sus propuestas una auditoría y la depuración de responsabilidades.

Mientras que el PP solicita asumir el contenido del informe (conclusiones y recomendaciones incluidas), el PSOE reproduce en sus propuestas las dos recomendaciones del documento. Se trata de instar al Ministerio de Fomento para que Puertos del Estado ponga en marcha un sistema de control centralizado en los grandes proyectos de ejecución de infraestructuras, «para evitar las modificaciones de los contratos que suponen un aumento inevitable de los costes», y que ejerza una función de supervisión «para prevenir y evitar la apertura de procedimientos de corrección financiera de los fondos comunitarios».

Las propuestas de resolución de Podemos van más allá. Piden al Gobierno que realice una «auditoría integral» de la Autoridad Portuaria de Gijón, que se colabore con la Oficina Europea de Lucha contra el Fraude (OLAF) y la Audiencia Nacional «para contribuir a depurar las responsabilidades judiciales» e instan al Tribunal de Cuentas a incluir acciones sancionadoras en los informes de fiscalización.

Fuente:
El Comercio digital