Adrián Barbón celebra un nutrido acto con militantes en Allande La entrega de avales para las primarias de la FSA, mañana

Los precandidatos a la secretaría general de la Federación Socialista Asturiana (FSA), Adrián Barbón y José María Pérez, ultiman la recogida de avales antes de que se cierre el plazo para su entrega, el próximo domingo a las seis de la tarde. El horario podría impedir que se conociese al cierre de la jornada dominical el número de avales válidos de cada candidato, según fuentes socialistas consultadas, ya que cada una de las firmas tendrá que ser cotejada con el censo para evitar repeticiones o avales inválidos.

El gijonés José María Pérez participó ayer en un acto en la sede del PSOE en Avilés, en el que contó con el apoyo del que fuera alcalde de la ciudad, delegado del Gobierno y presidente de la Autoridad Portuaria avilesina, Manuel Ponga, a quien hacía tiempo que no se le veía en actos públicos a causa de una grave enfermedad. Ponga ofreció de este modo su respaldo a Pérez en un municipio en el que el sanchismo fue minoría en las primarias nacionales.

Pérez aseguró que "Asturias está en condiciones de ser un referente industrial en Europa" y resaltó que los socialistas asturianos no van a aceptar "que el futuro de la industria asturiana dependa de los pactos de Mariano Rajoy en el Congreso". "Somos una de las regiones de Europa que han mantenido un firme compromiso con el sector industrial mientras otras regiones abandonaban su realidad industrial en favor de otros sectores", afirmó Pérez.

José María Pérez se refirió también a las declaraciones de Adrián Barbón (que ayer participó en un nutrido acto con militantes en Pola de Allande) quien afirmó que exigiría que los acuerdos de gobierno locales fueran sometidos a la votación de la militancia.

En este sentido, Pérez recordó que el PSOE ya acordó en su reciente 39 Congreso Federal que los acuerdos con otras fuerzas políticas tienen que ser ratificados por la militancia socialistas. "Hay cosas que ya las hemos aprobado y que suponen, por lo tanto, una pauta de obligado cumplimiento", afirmó Pérez para indicar que "plantear como compromiso algo que ya está decidido es tanto como no decir nada y puede resultar engañoso para la militancia porque alguien podría pensar que eso es una opción cuando es una obligación para todos". El gijonés se proclamó como representante de "un proyecto colectivo de cambio en el socialismo asturiano para consolidar al PSOE como primera fuerza política de Asturias".

Fuente:
La Nueva España