La naviera logra la ayuda de la UE para adaptar sus barcos al gas natural licuado, condición que exigió para destinar uno a la ruta asturiana

La Autoridad Portuaria de Gijón prevé que Baleària reactive en 2020 la autopista del mar entre El Musel y Montoir de Bretagne, el mismo puerto francés de la conexión regular que explota Suardiaz desde Vigo. Los responsables de la terminal asturiana basan su previsión una vez que la Comisión Europea ha dado el visto bueno al proyecto de la naviera para remotorizar cinco de sus ferries para que funcionen con gas natural licuado en lugar de fuelóleo, reduciendo así sus emisiones contaminantes. El proyecto contará con una subvención comunitaria, de fondos CEF, de unos 12 millones de euros e incluye el compromiso de Baleària de destinar uno de esos cinco ferris a la reapertura de la autopista del mar entre Gijón y Nantes, que dejó de funcionar en 2014, después de cuatro años de actividad a cargo de la naviera gala LD Lines.

Baleària está aún estudiando las condiciones del proyecto que fue aprobado por la Comisión Europea la semana pasada y en el que cuenta con la participación de los puertos de Gijón, Nantes y Valencia y Naturgy. Esta compañía energética -la antigua Gas Natural Fenosa- suministrará el combustible al ferry que reabra la autopista del mar. Para ello instalará una gasinera junto al muelle de El Musel donde atracará el barco de Baleària.

Apoyo de las administraciones

Baleària es una de las principales navieras españolas en transporte de pasaje y carga rodada. Además de los fondos europeos para remotorizar parte de su flota, podría contar con el apoyo de las administraciones central, autonómica y local. El compromiso que habían alcanzado Fomento, Principado y Ayuntamiento era aportar 1,5 millones a lo largo de los dos primeros años de funcionamiento de la linea, a razón de 600.000 euros el Estado, otro tanto la administración autonómica y 300.000 euros el Ayuntamiento de Gijón.

Fuente:
El Faro de Vigo