El Ministro anuncia para antes de fin de año un plan de inversiones en trenes que incluirá convoyes de carga aptos para el ancho estándar

El ministro de Fomento marcó ayer el próximo verano como fecha probable de arranque de los pasos previos a la fabricación de trenes de mercancías con eje variable, capaces de circular por las vías de ancho estándar que tendrá la Variante de Pajares. En el Congreso, interpelado por el diputado de Foro, Isidro Martínez Oblanca, Íñigo de la Serna expuso su intención de que la fase de homologación de los convoyes de carga de doble ancho -aptos a la vez para raíles de ancho ibérico y estándar- concluya antes del verano de 2018 para que a partir de entonces pueda echar a andar el proceso administrativo de licitación. Su departamento, apostilla el Ministro, trabaja "intensamente" para resolver el gran problema que a día de hoy impediría el paso de mercancías por la Variante, toda vez que Renfe no dispone de vagones de carga de rodadura desplazable, como los Alvia de pasajeros que cubren la línea Asturias-Madrid, y necesita desarrollar esa tecnología.

La falta de remedio para la ausencia del material adecuado condenaría a la Variante, con los planes de Fomento de abrirla directamente con vías de ancho estándar, a la exclusividad de los pasajeros, derivando las mercancías por la mucho menos competitiva ruta de la rampa de Pajares. La afección que esa doble vía tendría sobre el papel tractor que se espera de la Variante en términos de dinamización económica concentra las críticas políticas que sobre todo la izquierda ha dirigido a los planes de Fomento.

Ayer, mientras Martínez Oblanca censuraba con dureza al Ministro por la lentitud en la adaptación al ancho estándar de toda la red ferroviaria española y le anunciaba el "riesgo severo de consolidar las dos Españas ferroviarias", De la Serna negaba la mayor mandando por delante sus pretensiones de afrontar la tarea "crucial" de adaptar la red y "mejorar sustancialmente la situación del tráfico de mercancías por ferrocarril". Destacó la evolución positiva de los resultados de la sociedad Renfe Mercancías y anunció además un "plan específico que analizará las necesidades de material, incluido el de ancho estándar, y que se va a traducir antes de fin de año en un programa de inversiones" que incluya trenes preparados "para circular por los dos anchos". La inversión de 1.500 millones de euros en trenes que Renfe anunció esta semana incluye una parte específica para mercancías "y por supuesto que se dará prioridad al establecimiento del ancho estándar", concluyó poniendo como ejemplo la Variante.

Fuente:
La Nueva España