En El Musel solo fueron pedidos ayer trabajadores para dos barcos y el conflicto afectó a uno de ellos

Los acuerdos alcanzados por los sindicatos de estibadores con algunas empresas del sector motivaron ayer que los índices de seguimiento del conflicto bajaran radicalmente desde cerca del 100%, en los paros de las pasadas semanas, hasta algo menos del 30% en la jornada de ayer, en ambos casos según fuentes de Puertos del Estado.

En Algeciras, puerto que podría perder gran parte de sus tráficos, según el ministro de Fomento, se trabajó ayer con normalidad, y en Valencia y Barcelona, puertos que siguen al de Algeciras en el ranking de España, el paro se limitó al 8%.

En El Musel operaron ayer cinco barcos. Tres de ellos no utilizan estibadores (dos en la terminal de graneles (EBHI) y el otro embarcó cemento por cinta. De los otros dos, un portacontenedores trabajó con normalidad porque la terminal gijonesa está afectada por el acuerdo alcanzado con Maersk. Eso hizo que sólo un barco sufriera las irregularidades de la huelga, eso sí, sólo durante la tarde, ya que por la mañana no habían sido pedidos estibadores; es decir, no hubo huelga porque tampoco hubo trabajo en ese barco.

Así las cosas, lo que sigue en niveles máximos es la aceptación de las decisiones sindicales.

Fuente:
El Comercio digital