Las presentaba ese día el alcalde Vicente Álvarez Areces al consejero de Industria Víctor Zapico, y eran medidas sobre la industrialización y sobre mejoras en carreteras y en el puerto de El Musel. Otra noticia era que el Centro Especial de Empleo (APTA) ampliaba sus instalaciones con una nave en Roces (vemos una foto). Ya tenían su primer centro cerca del Piles desde 1981, que acogía en ese 1992 "doscientos minusválidos psíquicos, en 1981 eran solamente once".

Fuente:
La Nueva España