La Demarcación de Costas responde que la limpieza del arenal de San Lorenzo corresponde a los servicios municipales

"Que nadie pierda la perspectiva de que la competencia de los arenales es de la Demarcación de Costas. El Ayuntamiento, lo que sea necesario y más, pero hay una administración competente, que es Costas, y que también deberíamos conocer en cierto modo cuál es su seguimiento y su opinión de algo que le compete". El portavoz del gobierno municipal gijonés, Fernando Couto, puso ayer de este modo la pelota de las manchas de carbón en la playa de San Lorenzo en el tejado de la administración central.

El Ayuntamiento ha encargado un estudio a la Universidad de Oviedo sobre el origen de la mancha de carbón aparecida el pasado domingo en las proximidades de la Escalerona, en la playa de San Lorenzo. El afloramiento del carbón es habitual desde que hace 32 años, el 11 de enero de 1986, se hundiera el buque Castillo de Salas a algo más de medio kilómetro del Cerro de Santa Catalina con un cargamento de cerca de 100.000 toneladas de carbón siderúrgico. Ahora, en cambio, hay quien plantea que el origen del carbón que cubre la playa está en el mineral que levanta el viento en las parvas de El Musel.

Couto señalo ayer que aunque el Ayuntamiento haya encargado ese nuevo estudio, es la Demarcación de Costas -dependiente del Ministerio de Medio Ambiente- el organismo que tiene competencia en el arenal. Fuentes de la Demarcación de Costas matizaron las palabras del edil, apuntando que "la titularidad no supone que todas las competencias sean del Estado; aunque la titularidad es del Ministerio, la limpieza de las playas es una competencia municipal", añadiendo que el Estado sólo participaría en labores de limpieza si el Principado activase el Plan de Alerta contra la Contaminación Marina Accidental del Principado de Asturias (Placampa) con niveles superiores al 0, 1 y 2, "lo que no es el caso" o si se activase el Plan Ribera, previsto para grandes catástrofes.

Couto no sólo reclamó la implicación del Ministerio sino que, en el caso de que el carbón proceda de El Musel, consideró que el Puerto debería de tomar medidas para evitar que su actividad repercutiera en el principal arenal gijonés.

No obstante, el edil considera que lo probable es que el carbón que tiñe la playa proceda del "Castillo de Salas". De hecho, Emulsa ya encargó sendos informes al Instituto del Carbón (Incar, organismo dependiente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas) que en 2002 y 2011 determinaron que el 90% de ese mineral procedía del barco encallado frente al Cerro.

Once toneladas

El edil sostiene que habrá que esperar al estudio encargado ahora a la Universidad de Oviedo para "ver en que medida se puede corregir" el problema, en el caso de que el origen del mineral fuera diferente del "Castillo de Salas". En el caso de que sean restos de carbón del buque hundido, difícilmente se podrían extraer al estar mezclados con la arena, según otros responsables municipales. El concejal recalcó que la playa de San Lorenzo que "es un patrimonio de Gijón" y por eso el Ayuntamiento ha tomado ahora medidas, para que "tengan tranquilidad los usuarios".

Emulsa prosigue hoy, por tercer día, la retirada del carbón depositado en la playa. Hasta ayer ya habían recogido 11 toneladas, tres el lunes y otras ocho en las bajamares de ayer. Los trabajos se preveían reanudar durante esta madrugada.

Fuente:
La Nueva España